fbpx
trabajar por tu cuenta

Quizás ha llegado el momento de trabajar por tu cuenta

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Estoy hecho un lío, no me gusta mi trabajo

Quizás algún día te hayas levantado de la cama por la mañana pensando en esa horrible jornada de trabajo que te espera, ese trabajo que tan poco te aporta y que tantos quebraderos y cabreos te provoca. Quizás hayas pensado que después de esa maratoniana jornada de trabajo, llegarás a casa a última hora de la tarde y que estarás tan cansado que no te apetecerá hacer nada. Tu vida se ha convertido en una rutina en la que tu trabajo te absorbe prácticamente todo el día. Reuniones, proyectos que entregar, jefes agobiantes,etc. , pero has de seguir aguantando porque tienes que pagar el alquiler del mes y vivir.

Quizás te hayas parado a pensar que esa vida no es la que habías ideado para ti. Buscando siempre alguna salida sin éxito alguna. Claro, no tienes tiempo alguno para dedicarte a pensar cómo escapar de la rutina. No tienes tiempo, tu actual trabajo te absorbe todo el tiempo.

Quizás también hayas leído o te hayas informado de todos esos negocios online que tanto triunfan por internet o quizás tengas algún conocido que con sólo unas cuantas horas al día gane más dinero que tú trabajando todo un mes.

Quizás haya llegado el momento de cambiarlo todo, de dar un golpe en la mesa y ponerte una fecha. Una fecha para empezar a vivir la vida que quieres, una vida en la que trabajes para vivir y no vivas para trabajar. Ese día puede ser perfectamente hoy.

¿Por qué unos triunfan y yo no?

Internet está plagado de artículos que te muestran como otros emprendedores triunfan con distintos proyectos online y quizás te preguntas «¿Cómo lo han hecho? ¿Será fácil? ¿Seré capaz?». Si ellos han podido, ¿por qué tu no?. Todos estos emprendedores empezaron igual que tú, con esos temores y dudas que tienes ahora.

¿Y cómo se ganan la vida estos triunfadores?. Muy fácil. Quizás nunca te lo hubieras imaginado. La mayoría de ellos usan sistemas de ingresos pasivos. Normalmente la gente de a pie obtiene ingresos activos, es decir, obtiene su salario a base de tiempo e inversión de trabajo. Por ejemplo, un ingreso activo sería el salario percibido por trabajar 40 horas semanales. Lo malo de este tipo de ingresos es que , por mucho que más trabajes, no recibirás mucho más dinero. Pues bien, los ingresos pasivos serían aquellos que percibiríamos sin trabajar de manera activa en ellos. ¿A que esto te va gustando cada vez más?. 😉

Los ingresos pasivos son un tipo de ingresos estables y escalables los cuales podemos recibir sin invertir más dinero o tiempo en ellos. Se trata de una manera más inteligente de trabajar para obtener un salario.

¿Y de qué manera puedo obtener esos ingresos pasivos?

Pues como sabrás, está todo inventado, pero muy poca gente termina de poner en práctica todos estos ejemplos de trabajos o servicios ya que todos ellos, no te voy a mentir, llevan una gran carga de trabajo inicial, conocimientos y CONSTANCIA. Sí, lo he puesto en mayúsculas ya que es un pilar bastante importante. Con el tiempo me darás la razón.

Te detallo a continuación algunos ejemplos:

  1. Vender Ebooks: Puedes escribir tantos libros electrónicos como imagines y venderlos en distintas plataformas, por ejemplo, en Amazon. Cada vez que vendas un libro estarás generando un ingreso pasivo.
  2. Vender cursos online: ¿Eres experto en algún tema?.¿Te apasiona algo y además te gusta enseñar?. Puedes crear cursos completos online y venderlos desde tu propia web.
  3. Publicidad en tu blog o web: Si tu blog o web empieza a tener cierto tráfico importante, ¿por qué no vender algunas zonas de tu web para añadir publicidad?. Cada vez que un usuario haga click sobre cualquier banner recibirás una comisión.
  4. Hazte youtuber: Lo tuyo son las cámaras, no mientas. ¿Sabías que algunos youtubers cobran más de 2.000 euros al mes por la visualización de sus videos?. Eso sin contar las colaboraciones que hacen con algunas marcas las cuales llegan a cobrar muy bien.
  5. Ingresos por programas de afiliación: Este tipo de ingresos se perciben cada vez que un usuario compra un artículo que tu hayas promocionado. Existen muchísimas plataformas de afiliación con las cuales puedes vender viajes, libros, habitaciones de hotel,…todo lo que puedas imaginar. Amazon es una de ellas.

Seguro que estás flipando y te estas haciendo el cuento de la lechera en la cabeza en estos momentos. Me alegro, pues esto no es un cuento, es real.

¿Y ahora qué?

Si ya has tomado esa decisión, vayamos por partes. Mi primer consejo es ponerte antes que nada a trabajar en tu idea de negocio. ¿Qué vas a crear? ¿Un blog y monetizarlo? ¿Quizás una web donde vender cursos? ¿Un canal de youTube? ¿Todas las cosas a la vez?.

  1. Siéntate en tu rincón favorito y medita tranquilamente qué es lo que quieres, qué es lo que te haría feliz. Tal vez te guste escribir y desees basar tu negocio en escribir artículos en un blog nicho. O quizás te agrade más coger la cámara y dedicarte a viajar grabando tus experiencias para luego monetizarlas. Este punto es importante. Piensa que trabajarás duro y que será un camino difícil al principio. Debes de sentirte cómodo para no tirar la toalla a la primera de cambio.
  2. Define tu estrategia. ¿Qué haras primero? ¿Diseño de la web? ¿Redes sociales? ¿Escribir una batería de posts?. Coge un papel y apunta todas las tareas que se te vayan ocurriendo. Una vez listadas podrás priorizar e incluso te des cuenta que te faltan o sobran algunas.
  3. Márcate una fecha. Si no te marcas una meta, el proyecto seguirá estando en el aire. Es más, no lo alargues más de unos meses. Es mejor salir con algo básico e ir luego mejorándolo que no tener nada funcionando.
  4. Aprende de otros. Seguramente tendrás que echar un vistazo , si no lo has hecho aún ya, a otras web, ebooks, blogs de tu futura competencia. Copia las buenas prácticas y dales tu aire.
  5.  Aunque no te lo mencionase en este post, seguramente lo harías sin darte cuenta. Vas a necesitar formación o refrescar conocimientos para que tu proyecto llegue a buen puerto. Existen miles de recursos , tutoriales y cursos gratuitos en internet. Aprovéchalos. Y recuerda, si tuvieses que pagar por alguno de ellos piensa que es una inversión. Lo agradecerás en un futuro.

Si has llegado hasta aquí y has decidido dar un cambio radical a tu vida, ¡enhorabuena!. ¡Comienza tu aventura!

Si te ha gustado este post, hazme un favor y compártelo a continuación en las redes sociales 😉

 

También podría interesarte...

3 respuestas

  1. ¡¡Enhorabuena por el paso dado!! Lo fácil es quedarse y lamentarse indefinidamente.
    Espero que tengas mucha suerte 😉

    1. ¡¡¡Muchas gracias Manu!!! Por eso he dado el paso. Llevaba mucho tiempo dándole vueltas y si no lo hacía sabía que lo lamentaría en el futuro. Cruzaremos los dedos!;-)

Deja un comentario

 

Responsable: Israel Huerta +info
Finalidad: Moderar los comentarios a los artículos publicados en el blog. +info
Legitimación: Consentimiento del interesado +info
Destinatarios: No se comunicarán datos a persona u organización alguna. +info
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. +info
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado.
Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en el siguiente link +info 


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies